Nördlingen, el curioso pueblo bávaro...