Un lugar sobrecogedor en Praga...