Una de las tradiciones más representativas de Japón: la ceremonia del té